Outer Door (Calendar of Events)

12/22/2017

Al pan, pan y al vino, vino. El ministro Pedro Verges piensa que dejo todo en orden







Por Miriam Ventura 
La visita del ministro de cultura Pedro Verges, no fue fundamentada en el interés de incorporar cambios sobre la base de consultas a la comunidad dominicana. Como Daniel Santos, andaba de parranda…en este caso -segun algunos, el ministro y Cayo Claudio andaban en viaje de vacaciones e hicieron una paradita en NY para dejarle claro al ministrito Carlos Sánchez, quién mandaba en el Comisionado.
Por ello las invitaciones fueron limitadas y gente del mismo partido PLD, y del danilismo y con presencia activa en los eventos del comisionado desconocían de la visita del ministro Verges, por igual media docena de poetas funcionarios ignoraban el viaje del ministro a NY. Algunos de ellos a lo sumo manejaban el dato de que el ministro estaba de vacaciones.
Miguelina Concepción y sus concepcionistas, boca, solo boca. ¿Dónde quedo el boicot? Este martes Verges los puso a respirar a todos, a estar relax, a meditar y luego del yoguismo pasado esta vez no por las aguas poéticas, ni performeras o terapéuticas, sino por las aguas gubernamentales, les mando la yugular. “todo lo que se haga aquí estará coordinado y decidido por el ministerio en RD”.
De acuerdo con informes después de desayunar el martes en Hostos Community College y dar cátedras a los dominicanos de NY sobre la identidad nacional, (todo repercutió en WhatsApp), repartió par de recetas laborales en los salones del Comisionado. Todo que se mueva en el comisionado “tiene que ser autorizado por el Ministro de Cultura”, tipo colonia dominicana en el exterior.
Así de ministro (Verges) a ministrito o tal vez exministrito (Carlos Sánchez) se sentaron con unos 30 asistentes al encuentro pautado para este miércoles. 
La invitación alcanzo a unas 60 personas, de los asistentes 13 no fueron invitados y se las ingeniaron para llegar, estar y quedarse lo suficiente hasta que tuvieron que marcharse. La cita era a las 6:00 de la tarde, la reunión comenzó a las 7: 35. Una vez llego el señor ministro a las 7: 25 minutos.
El ministro, afable, con rostro cálido aparentemente dispuesto a oír sugerencias. Su vuelo saldría unas horas más tarde. Un poco de entretención ayuda antes y después de tomar un vuelo...
Una señora asistente y que, si fue invitada, llevo un documento de 4 páginas de sugerencias. Se tomó en serio aquello de que realmente le querían consultar. Otro asistente, un actor, (que estaba entre los elegidos)encaró al ministro con un proyecto cultural suyo que resultó ganador en un concurso equis del ministerio, no del comisionado y solo le entregaron 3 mil dólares de un total de 26 mil y a puro ruegos. El ministro ni fu ni fa. 
Una señora que mis respetables y leales informantes no pudieron identificar hizo varias sugerencias que calaron en algunos invitados conscientes. Ella hablaba de crear un consejo, y de que se despersonalice el Comisionado, según ella cuando se habla del comisionado no se sabe si se habla del encargado o del sitio donde se realizan eventos culturales. La señora del pliegue de "demandas" solicitaba se cambiara el nombre del comisionado por Casa de la Cultura. Respecto a la señora de marras se hicieron conjeturas: “a esta la invitaron por error”, tal vez, pero el ministro llamo atinadas e interesantes sus inquietudes. Cito: Es una inquietud -la suya-, muy interesante”
Otro no invitado consciente y al parecer vigilante de la Feria de Carlitos Sánchez alego que el ministrito Sánchez, entre ministerio de cultura, autogestión con políticos y empresarios dominicanos invierte hasta 300 mil dólares en una feria con una cena de gala a la cual no invitan a los escritores o gente que tuvieran que ver con los libros y fue tajante en el Unite Palace va todo el mundo menos escritores porque según él no los invitaban 
Dos reconocidos folcloristas de la comunidad -que si fueron invitados como Dios manda- pujaron por lo suyo alegando que el comisionado no era solo teatro y literatura, también folclor y baile. ¡Ofrézcome! 
Otro invitado le metió manos con datos: “En esa feria se venden 15 a 20 mil dólares de libros, la inauguración es con 25 cantantes, a 2 orquestas, esto es farándula” 
El ministro, todo relax, a lo Verges, le contesto lo que se convirtió en algo típico durante las varias horas que duro el encuentro: “una inquietud muy interesante", para cerrar agrego: “En el 2013 el dinero de la feria lo estaba dando el gobierno dominicano. (oh, oh, oh se entiende, Carlitos Sánchez y su padrino, padre y confeso, presidente Danilo Medina) pero, - continuo Verges-, en el 2018, cuando se vuelva a realizar la Feria, el dinero de la feria va a salir del ministerio” o sea que se acabara la autogestión y el can de Carlitos con los concejales, políticos, oficiales electos y empresarios dominicanos de NY.
Y Verges, no se detuvo ahí, afirmo que el comisionado realizaba ferias de libro presentando al ministerio como un donante o contribuyente más, no como la institución de la cual el Comisionado forma parte. De ahora en adelante “la feria del libro de estados unidos, “será realizada por el ministro, el ministerio de cultura, nosotros diseñaremos todo desde Santo Domingo”. En que parará la cosa caballero! Una vez más se nota, cultura fragmentada, no hay agenda común, excepto la de los "concepcionistas", cuya líder lo primero que hizo fue pedir disculpas por sentarse en las "gradas" para, -según ella- poder "disfrutar" mejor de la presencia del ministro. Cada género aboga por su tajada.
Carlos Sánchez, debe contar con el Ministerio para todo. Por algo supuestamente es una entidad del gobierno y el Estado dominicano. Mas el ministro Pedro Verges, debe contar con la comunidad dominicana y sus creadores. 
Eso de enviar desde RD a dos o más encargados de lo que aquí nos sobra, eso de que el ministerio o sus funcionarios envíen sus parientes, descendientes y allegados de figuras de la cultura, la literatura, del partido incluso, al comisionado es retroceso. Como lo es que los otrora sectores progresistas del ámbito cultural de los dominicanos de NY permanezcan en silencio conveniente. ¿Cabe preguntar de quien fue la idea de ser tan selectivo? El saldo de críticas negativas a la gestión de Sánchez fue alto. La presencia de gente que aposto a la desaparición del Comisionado para retornar a lo que la lógica indica debe ser: Casa de la Cultura Dominicana solo sugiere encerrona a Carlos Sánchez. De aquellas aguas, estos lodos... Interesante, casi perfecto. Algo interesante: Nadie podía entrar allí si no estaba incluido en la lista de invitados que se manejó en la puerta. 

UPDATE 12/22/17



El ministro Verges tras su paso por NY siembra confusión en diversos sectores de la comunidad dominicana especialmente en la población estudiantil a la que se dirigió en Hostos Community College en una especie de empantanamiento sobre la identidad dominicana, además causo especial preocupación en sectores del área cultural. A su paso como un huracán silente logro poner en duda la cierta unidad en grupos y organizaciones culturales, incluso en aquellas afiliadas al propio PLD, al leonelismo y al mismo danilismo.
Una mala táctica de Verges y/o de los convocantes primarios (Carlos Sánchez, José Acosta y Miguel Aníbal Perdono) o de los "conspiradores" de cuyos correos salieron las invitaciones selectivas a grupos culturales que tienen considerable número de integrantes, lo que se vio como una provocación e intento de romper la unidad al invitar en bloques a los grupos, sus directivos y sus miembros. 
Para el encuentro con el ministro Verges se seleccionaron entre uno y tres integrantes y de forma individual. Areito, un grupo recién creado y casi todos con ligeras excepciones militantes, amigos o empleados del PLD, y del consulado respectivamente, inicio las discusiones desde los chateos de WhatsApp, organizaron contingentes de mensajes e iniciativas que llegaron hasta el WhatsApp político del partido y del presidente Medina, informándole sobre las anomalías de convocatoria del ministro Verges, cuestionando la forma selectiva denunciada por este blog, en que el Comisionado escogió a sus invitados. 
De antología, el rostro de disfrute y desquite de la señora Miguelina Concepción, en tanto Sánchez lucia rostro de sorprendido. Y un detalle más. Nadie podía tomar fotos, como si se tratara de la visita de un presidente, un señor con porte y cara de guarda espaldas, tomo las únicas fotos con su celular.

No comments: